HACIA DONDE VA EL TERROR. PTE. II

Siguiendo con la primera parte, como positivo habíamos tenido algo muy alentador, mucho presupuesto para financiar producciones de terror. El inconveniente como se suele decir entre los fans más puros es si ¿A alguien se le caía una idea? Si, pero tuvo que venir nuevamente de afuera.
En este caso Danny Boyle nos traía un film apocalíptico llamado 28 Days Later en el 2002, que haría resurgir de una manera totalmente diferente a los zombies. Ya no solo un guión inteligente que criticaba a la sociedad era lo mas importante si no las imágenes, la música, la interpretación, todo lo que un gran director tiene que hacer y todo a lo que Europa nos tiene acostumbrado. Nos mostró lo bueno que es crear un clima hostil y mezclarlo con excelentes secuencias de acción. Algunos intentos se habían mostrado con la bien lograda Resident Evil en 2001 , pero su secuela tuvo un cambio brutal, dado que Resident Evil 2 mostró una nueva clase de zombies más parecidos a los de Boyle.

Golpeando fuerte llego también en el mismo año el Remake de Dawn of the Dead ( Zombie: Dawn of the Dead 1978), revalidando el traer viejos clásicos nuevamente a la pantalla. Esto trajo hasta hoy regulares producciones como Land of the Dead, Diary of the Dead, 28 Weeks Later, Day of the Dead y Plane Dead. Algunas un poco mejores son Undead 2003 y la comedia Shaun of the Dead. Lo más claro es que después de décadas se dejó atrás a los clásicos zombies de George Romero por los de Danny Boyle. Estos "nuevos monstruos" eran más voraces, poderosos y por sobretodas las cosas rápidos, por lo cual los espectadores se entretendrian mucho más.

Al mismo tiempo algunos directores más independientes nos trajo
excelentes películas como Zombie Diaries 2006, Automaton Transfusión 2006 y la excelente REC 2007. Haciendo un paréntesis en el buen recibimiento de Resident Evil, basado en el popular juego, puso otros títulos en el repertorio como la excelente Silent Hill y las mediocres Doom, Alone in the Dark y House of Dead. Lo más destacable hasta el momento es la gran evolución de los zombies, el maquillaje, la dirección y el Gore, palabra demasiado prohibida hasta el momento. Lo malo es la continua acción. Esto deja que entrever que el terror a medida que pasaban los films era sobrepasado por la acción. Solo algunas escenas viscerales lograban balancear el contenido fílmico. Sin embargo un director volvía con un gran proyecto que volcaba todo ese balance y otro hacia sus primeras experiencias. Quentin Tarantino y su Kill Bill cargada de homenajes asiáticos; y Rob Zombie con 1000 Corpes y su influencia ochentera. ellos darián el siguiente paso...


¿Quién pensaría que estas dos personas crearan semejantes bestias?
Danny Boyle/George Romero

2 comentarios:

Andres Pons dijo...

Muy bueno tu artículo.

Horror dijo...

Muchas gracias Andres, un saludo para vos.

 

Copyright 2007 ID Media Inc, All Right Reserved. Crafted by Nurudin Jauhari